Serguéi Prokófiev

Nacido a finales del siglo XIX y muerto a mediados del XX el ruso Serguéi Prokófiev vivió muchos de los acontecimientos que estudiamos en 4º de ESPAD. Este músico de la Rusia zarista ya componía con 5 años, y con 15 tenía terminadas varias óperas.

Sello de la Unión Soviética emitido el 23 de abril de 1981 y dedicado al compositor Serguéi Prokófiev. Dentado 12 ¼ x 12. Huecograbado violeta azulado. Tamaño 28 x 40 mm. Valor facial de 4 kopek rusos. Tirada de 3.500.000. — Stamp of the Soviet Union issued on April 23, 1981 and dedicated to Sergei Prokofiev. Comb 12 ¼ x 12. Blue violet gravure. Size 28 x 40 mm. Face value of 4 Russian kopek. Print run 3,500,000. GODO-LUIS COLLECTION.

Un año antes de la Primera Guerra Mundial visitó Londres y París, pero cuando estalló el conflicto hizo todo lo posible para no ser reclutado y seguir estudiando y trabajando en su música. Las revoluciones de febrero y octubre de 1917 no frenaron su esfuerzo creador pero sí retrasaron los extrenos ante el público. Finalmente, el comienzo de la Guerra Civil rusa le animó a emigrar a América y abandonó Rusia con el visto bueno de los bolcheviques.

Atravesó el Pacífico, para evitar los campos de batalla del oeste y los submarinos alemanes del Atlántico, y entró en Estados Unidos por California. Desde allí dio el salto a Nueva York y Chicago donde obtuvo poco dinero y escaso reconocimiento. Terminado el conflicto en Europa se mudó a París, desde donde viajaba a América y Europa, incluida la Unión Soviética. En la URSS recibió encargos para realizar bandas sonoras, óperas y ballets, como el aplaudido Romeo y Julieta.

Cuando en 1936 los efectos del Crisis de 1929 no desaparecían y en Europa occidental aumentaban los problemas (Guerra Civil española, la militarización de la Renania, el Anchluss…), Prokófiev regresó definitivamente a la URSS donde continuó su prolífica carrera.

Con 50 años tuvo que huir de Moscú, ciudad en la que se había desatado el pánico ante el avance de los nazis, pero siguió componiendo durante toda la Segunda Guerra Mundial.

En 1940, un año antes de la invasión alemana se estrenó en suelo ruso Romeo y Julieta (el estreno mundial fue en 1938 en Checoslovaquia), una maravilla de la que podéis ver un poco en el vídeo que cierra esta entrada.

Después de la guerra sufrió algunas de las amarguras propias de un régimen como el soviético y algunas de sus obras fueron prohibidas, pasando de ser el compositor soviético por excelencia a ser un apestado. A todo esto se sumó el envío al gulag (campos de trabajos forzados) de la que seguía siendo su esposa (él vivía con otra mujer) y madre de sus hijos. Cuando la presión política sobre su persona disminuyó, realizó sus últimas obras y recibió el premio Stalin justo un año antes de morirse, el mismo día que el dictador soviético, el 5 de marzo de 1953.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sellos 4º ESPAD y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.